Sobre mí



Contándoles un poco mi historia, nací en el seno de una familia con profundas convicciones políticas, lo que me llevó a que en paralelo con el estudio de la carrera de abogacía, llevara adelante un trabajo de militancia política como dirigente universitaria en el Partido Justicialista en la Provincia de Santa Fé.

 

Incluso con los años me di cuenta que la carrera que elegí también tiene un sentido en esta vocación que encontré muy joven en mi vida y que se trata de sentir el compromiso de defender los derechos que tenemos todos los seres humanos; y de dedicar mi vida a trabajar por los derechos humanos, la igualdad de oportunidades, la equidad y la justicia social.

Luego de finalizar la carrera, amigos que ya se habían ido a vivir a la Provincia de Tierra del Fuego, me contagiaron las ganas de desarrollar mi propio plan de vida en un lugar en el que había mucho por hacer. Así fue que me mudé a la provincia y debo confesar que encontré mi lugar en el mundo.

Durante mis primeros años de residencia en la provincia seguí ejerciendo la profesión en forma particular y en el año 1997 me propusieron integrar el área legal del Instituto Provincial de la Vivienda, del cual fui luego Directora General de Asuntos Jurídicos y más tarde Directora General. Asumí dichas tareas siendo muy joven, lo hice con responsabilidad y entusiasmo ya que siempre tuve vocación de trabajar por quienes tengan necesidades. Por formación y convicción desde mis épocas de estudiante en Santa Fe me dediqué a buscar soluciones a los graves problemas sociales que padecen muchos compatriotas. Creo profundamente en la necesidad de una renovación que permita a los jóvenes tener poder de decisión en la construcción de nuevas formas de hacer política. De este modo en el año 2001 y en momentos muy difíciles para nuestra patria, acepté el desafío y el compromiso de ser candidata peronista a diputada nacional por Tierra del Fuego, con el convencimiento de que los jóvenes podemos contribuir a cambiar la realidad. Para mí, ese momento fue fundamental en mi vida y marca un antes y un después, porque fue el inicio de un camino en el que, producto de mi trabajo, el pueblo de mi provincia me honró con la confianza de elegirme para que ocupe cargos de responsabilidad política.

Tres veces fui elegida diputada nacional (2001,2005 y 2009) por el pueblo fueguino. Fueron años de mucho trabajo en la Cámara de Diputados y de llevar adelante muchas gestiones ante las autoridades nacionales que brindaran beneficios para mi provincia.

He tenido triunfos y he tenido derrotas. Pero como entiendo y vivo a la política como un medio para poder transformarle la vida a las personas, puedo afirmar que las derrotas también me fortalecieron para perseverar en este camino. Es por eso, que de lo que nunca tuve dudas fue de seguir adelante trabajando por el pueblo fueguino; con la convicción de que tengo mucho por dar y mucho por lo cual trabajar liderando un equipo y un proyecto que quiere que Tierra del Fuego salga adelante.

En el año 2013 fui electa Senadora nacional y en las elecciones provinciales del 2015 el pueblo fueguino me eligió Gobernadora, elección que gané en el balotaje. Siento que la confianza que la comunidad depositó en mí es el resultado de un trabajo de muchos años. Un trabajo en el que siempre busqué representar los intereses de mi provincia en todos los lugares que ocupé, sin perder mis valores más profundos.

Sé que todos los fueguinos y las fueguinas ponen su esfuerzo, sus virtudes y sus anhelos para alcanzar un destino mejor. Por todo ello pongo mi mayor esfuerzo para que todos los habitantes de la provincia tengan una vida más justa y digna.

SUSCRIBITE A MIS GACETILLAS

Si querés recibir mis gacetillas de prensa registrate tan solo completando con tu email.

ESCRIBIME

Enviame tus comentarios, propuestas y opiniones, completando el formulario.